Distinción triple para el C.W. Dos Hermanas-EMASESA en la XXXII Gala del Deporte Nazareno

Lorena Miranda recibe la Medalla de Plata de la ciudad. El club y ‘Jota’ Murube, también galardonados.

El C.W. Dos Hermanas-EMASESA recogía este fin de semana parte de los frutos del buen trabajo realizado el pasado ejercicio. Y lo hacía con motivo de la Gala del Deporte Nazareno, cuya edición número 32 se celebraba en el Teatro Municipal Juan Rodríguez Romero para reconocer de forma triple el buen hacer del estandarte del waterpolo andaluz durante la campaña anterior.

El histórico cuarto puesto en la División de Honor femenina, que llevó aparejada la clasificación para disputar competición europea, además de la condición de semifinalista en la Copa de la Reina, campeón de la Liga y la Copa de Andalucía femenina, así como el octavo puesto en Primera Nacional masculina, le servía para recibir por enésima vez la distinción municipal. Eli Marín, vicepresidenta primera del club que preside Ana Aretxabaleta, era la encargada de recoger el premio.

A nivel individual, José Juan ‘Jota’ Murube, toda una institución en la entidad, con más de 20 años de trayectoria, era agasajado en el apartado de técnicos. Se reconocía así una dilatada carrera en la que compaginó durante las últimas campañas su condición de jugador con  la de entrenador del primer equipo masculino del C.W. Dos Hermanas-EMASESA, al que deja instalado en la élite nacional, concretamente en la categoría de plata.

El colofón a la Gala llegaba con la entrega extraordinaria de la Medalla de Plata de la ciudad de Dos Hermanas a Lorena Miranda. La subcampeona olímpica en los Juegos de Londres 2012, donde hizo historia con la selección española, recibía de manos del alcalde, Francisco Toscano, un galardón que previamente sólo había sido concedido al empresario nazareno Roberto Vázquez. Y lo hacía junto con el atleta olímpico Luis Alberto Marco, también distinguido con dicha medalla de la ciudad.

ALBUM DE FOTOS


El C.W. Dos Hermanas-EMASESA, a punto para un nuevo asalto a la División de Honor femenina

El conjunto nazareno afronta su cuarta temporada consecutiva en la élite nacional con la subcampeona Lorena Miranda como estandarte y repitiendo por segundo año en competición europea. Javier Cortés: “Nuestra gran arma es el espíritu de equipo”.

Ya ha comenzado la cuenta atrás para que el C.W. Dos Hermanas-EMASESA dispute una nueva campaña en la máxima categoría nacional, la cuarta en una División de Honor femenina que arrancará el próximo día 20. Y lo hará con el reto por parte del equipo nazareno de superar el histórico cuarto puesto alcanzado el pasado ejercicio, resultado que llevó aparejado el pasaporte para disputar la LEN Trophy, la segunda competición europea, cuya primera fase está prevista para el mes de noviembre.
El conjunto dirigido técnicamente por Javier Cortés, que alcanza su quinta temporada al frente del primer equipo sevillano junto a Alvaro Moreno, afronta el curso 2012/13 con la firme intención de consolidarse en la exclusiva zona noble del waterpolo femenino español. Para ello, y al margen de seguir apostando por la cantera, mantiene como buque insignia a la internacional Lorena Miranda, flamante subcampeona olímpica en los Juegos de Londres y que alcanza su cuarta temporada en tierras nazarenas para refrendar el proyecto local.

En cuanto a las novedades que presenta el estandarte del waterpolo andaluz, hay que señalar que mantiene en su plantilla a la boya estadounidense de origen chileno Valentina Rozas, debutante el pasado año en la Liga española tras pasar por Grecia. Por lo demás, regresa tras su periplo de una temporada por la competición francesa la sevillana Laura Díaz y aterriza en el Centro Municipal Acuático Deportivo del barrio de Montequinto otra atacante, la ceutí Natalia Olmedo, procedente del C.N. Caballa de Primera Nacional.

En lo que a las ausencias se refiere, la defensa del Dos Hermanas notará la baja de la internacional neozelandesa Ashley Smallfield, que ha dejado el waterpolo tras probar fortuna el pasado curso en tierras españolas. La otra baja respecto a la temporada anterior es la de la alcalareña Eli Marín, en este caso embarazada.

El C.W. Dos Hermanas-EMASESA, que en pretemporada ha tomado parte en el torneo Ciudad de Chiclana, del que salió vencedor; ganando posteriormente la Supercopa de Andalucía, el pasado fin de semana ante el Caballa ceutí,  iniciará el campeonato liguero visitando en la primera jornada al C.N. La Latina, el sábado 20 a las 16:00 horas. Siete días más tarde debutará en casa recibiendo a la Escuela de Zaragoza, uno de sus principales rivales en la lucha por los play off, que disputarán los cuatro primeros clasificados a finales de mayo.

Javier Cortés: «La División de Honor femenina se prevé mucho más competitiva que la anterior, ya que los equipos se han reforzado muy bien y las cuatro primeras plazas van a estar carísimas.

El C.N. Sabadell seguirá dominando la competición, ya que mantiene a casi toda la plantilla para seguir con el objetivo de estar en lo más alto a nivel europeo. Sólo el C.N. Mataró puede hacerle y ser un aspirante al título.

Después hay muchos equipos que se pueden meter en el mismo saco para la lucha por las posiciones de privilegio: Sant Andreu seguirá siendo favorito para estas posiciones. Zaragoza tendrá de los equipos más completos, con dos nuevas jugadoras estadounidenses. Mediterrani crece temporada a temporada, a pesar de tener la plantilla más joven de la liga. Además, se ha hecho con Teresa Gorría, del Sant Andreu. El Madrid Moscardó también debe estar en esta lucha, ya que combina experiencia y promesas. Navarra ha sido el equipo que más se ha reforzado, con dos jugadoras estadounidenses y Blanca Antón, exjugadora de La Latina.

A continuación están el Terrasa, que cada temporada están más competitivo y siempre dan muchas sorpresas, sobre todo en su casa; el Sant Feliu, que también en su piscina se hace fuerte. Por último, Concepción y La Latina son una incógnita.

Nuestro objetivo es seguir luchando para estar a mitad de tabla e intentar tener ese plus de regularidad que nos haga escalar posiciones, como ya pasó la temporada anterior.

El nivel de esta plantilla supera al de la pasada, sobre todo por la progresión de las más jóvenes, que ya tendrán más minutos, por lo que se podrá rotar mejor al equipo, que era uno de nuestros puntos débiles la pasada temporada.

Está claro que se va a echar en falta y mucho a Ashley y Eli, pero hemos ganado en otras cosas con la vuelta de Laura y la nueva incorporación Natalia, dos jugadoras muy rápidas.

Seguimos teniendo muy bien cubierta la posición de boya con Valentina y Lisandra. Mantenemos también a nuestra subcampeona olímpica Lorena Miranda, todo un lujo y señal de que el bloque funciona, se siente a gusto aquí y no hay nada que envidiar de otros clubes. Esta convicción en el equipo  hace que siempre se luche para rendir por encima de nuestras posibilidades. Esa es nuestra gran arma, el espíritu de equipo».

Eli Marín o cómo encajar las piezas del nuevo proyecto en la élite del C.W. Dos Hermanas-EMASESA

La jugadora sevillana, baja este año por su próxima maternidad, es vicepresidenta y responsable del área de Marketing del club nazareno: “Estamos abiertos a cualquier tipo de ayuda; esperemos que la euforia olímpica no se pase rápido”.

Eli Marín, sevillana de Alcalá de Guadaíra, asume a sus 27 años un momento muy importante, dentro y fuera del agua. Y es que a su condición de jugadora del C.W. Dos Hermanas-EMASESA, club en el que
milita desde hace ya 12 temporadas, se une la de vicepresidenta primera y responsable del área de Marketing. Y con la que está cayendo, hablar de números en estos tiempos, y más en un club de un deporte minoritario, «llega a asustar», según confiesa esta licenciada en Publicidad y RR.PP, comercial de una empresa internacional de alquiler de coches.

Esta temporada, con el precedente del histórico cuarto puesto en la División de Honor 11/12 y el consiguiente pasaporte europeo, el reto es aún mayor si cabe. Aunque también lo está siendo el tiempo de dedicación al cargo de directiva, ya que el embarazo del que será su primer hijo -Daniela o Guillermo, para principios de febrero- obligará a la atacante del equipo nazareno a dejar la competición unos meses.
– ¿Cómo lo llevas?
– Pues lo llevo muy bien y casi ni me entero del embarazo. Lo peor es no poder hacer todo el deporte y todas las cosas que hacía antes, ya que soy una persona muy inquieta.

– A una deportista nata como tú, que compagina waterpolo con triatlón, entre otras disciplinas, dejar la competición por completo es imposible. ¿Qué te permite seguir haciendo el embarazo hasta la fecha?
– La verdad es que no podría dejar el deporte, ¡me subiría por las paredes! Por ahora sigo nadando, aunque a menor intensidad, y la bici la he puesto en un rodillo para al menos hacer estático en casa.

– En cuanto a la faceta de directiva, ¿misión imposible en estos momentos encontrar la ayuda necesaria para el nuevo proyecto, de nuevo con Europa en el horizonte?
– Todo el tema de las ayudas está siendo muy complicado por el momento en el que nos encontramos. Estamos haciendo todo lo posible por encontrar ayudas públicas y privadas que nos permitan poder desarrollar todos los objetivos que nos hemos propuesto para este año, aunque de momento no hemos conseguido mucho.

– ¿Con qué ayudas cuenta el C.W. Dos Hermanas?
– Las ayudas públicas con las que contamos vienen de la mano del Programa Estrella de la Junta de Andalucía, del Patronato Municipal de Deportes del Ayuntamiento de Dos Hermanas y de EMASESA. En cuanto a las ayudas privadas, contamos con aportaciones de algunas empresas como el Café-bar Astoria de Dos Hermanas, el Bar Un Poquito de Montequinto o el gimnasio Master Fitness de Dos Hermanas. El principal problema con el que nos encontramos es el retraso en los pagos por parte de alguna de las ayudas públicas y que desconocemos si algunas de las ayudas privadas con las que contábamos el año pasado seguirán esta temporada.

– ¿Queda alguna puerta a la que llamar?
– Aún quedan puertas a las que llamar, sobre todo de ayudas privadas, aunque en este sentido es bastante más complicado por el momento económico en el que se encuentran las empresas. El Club Waterpolo Dos Hermanas-EMASESA está abierto a cualquier tipo de oferta o ayuda que nos puedan ofrecer.

– Pero la medalla de plata olímpica de Lorena Miranda es el mejor reclamo posible.
– La medalla de Lorena en los Juegos de Londres es un gran reclamo porque la buena actuación del equipo nacional ha conseguido llegar a muchas más personas, pero por desgracia sigue siendo un deporte minoritario. Esperemos que la euforia olímpica no se pase rápido.

– De momento, se ha puesto en marcha, por segundo año, la campaña de captación de abonos: ¿se moja la gente con el waterpolo en Dos Hermanas?
– Es de agradecer todas las personas que nos apoyaron el año pasado con esta iniciativa, que dio muy buenos resultados. Aunque desde el punto de vista económico no tenga ningún tipo de repercusión, nos ayudó a contar con un mayor número de asistentes a los partidos, que era lo que se pretendía. Este año se ha puesto en marcha de nuevo esta campaña buscando el mismo objetivo del año pasado, la promoción del waterpolo y el apoyo a nuestros equipos.

– Y en el agua, ¿cuál es el objetivo?
– El principal debe ser primero la permanencia, aunque nos gustaría poder volver a repetir la buena temporada que hicimos el año pasado. Este año toca disfrutar y aprender disputando dos competiciones tan importante como la LEN Trophy y la División de Honor. El equipo es bastante joven y está muy ilusionado con la temporada que le espera.

– ¿Cómo vas a llevar ver los partidos con ropa de calle y sentada en la grada?
– Pues mal. Después de tantos años, se me va a hacer raro tener que ver los partidos desde fuera. Puedo asegurar que va a ser lo más complicado.

El waterpolo nazareno de elite levanta el telón oficial al curso 2011/2012

Presentación en sociedad del C.W. Dos Hermanas-EMASESA y su campaña de promoción y captación de socios. El club nazareno homenajea a su campeona mundial júnior, Lorena Miranda, y exhibe a sus dos fichajes foráneos: la nezeolandesa Smallfiled y la estadounidense Rozas.

Puesta de largo oficial la que ha realizado este mediodía el C.W. Dos Hermanas-EMASESA, que ha presentado a sus dos primeros equipos con vistas a una temporada 2011/2012 que arranca a escasos cuatro días en la División de Honor femenina. El Astoria Café, socio-colaborador de la entidad nazarena desde este verano, ha sido el escenario elegido para conocer las principales novedades del estandarte del waterpolo andaluz, cuyo equipo sénior masculino debutará este curso, aún en fecha por definir, en la categoría  de plata nacional tras proclamarse campeón de Segunda el pasado ejercicio.

Arropada por representantes de EMASESA, el Patronato Municipal de Deportes de Dos Hermanas y la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte de la Junta de Andalucía, principales patrocinadores del nuevo proyecto de élite del C.W. Dos Hermanas, Ana Aretxabaleta, en calidad de presidenta, ha sido la encargada de iniciar el acto. “Comenzamos una nueva temporada histórica, con la ilusión de siempre y el objetivo de seguir creciendo. Será difícil pero vamos a intentar la permanencia en las dos categorías. Y si se puede en el caso de las chicas, mejorar la séptima plaza del año pasado. Y sin olvidar la cantera”.

A continuación, Eli Marín, responsable del área de Marketing, al margen de jugadora del primer equipo femenino, ha sido la encargada de dar a conocer la campaña de captación de socios puesta en marcha.

Bajo el lema ‘Mójate con el waterpolo’, se ofrecen tres opciones de abono para toda la temporada, tanto para el equipo masculino como para el femenino: 15 euros, 25, que incluye camiseta oficial; y 50, con sudadera incluida.

EN BUSCA DE MASCOTA

Además, con el fin de “promocionar el waterpolo, sobre todo entre los más pequeños, que son el futuro”, insistía Eli Marín, se va a realizar por los colegios de Dos Hermanas un concurso con el objetivo de buscar mascota, regalando entradas a los escolares y material del club.

José Juan ‘Jota’ Murube, jugador-entrenador del primer equipo; y Javier Cortés, máximo responsable técnico de las chicas, recogieron el testigo para coincidir en la permanencia como la primera meta de la nueva temporada.

“Para nosotros es un reto ilusionante, porque nos estrenamos en la categoría. Y lo hacemos con prácticamente el mismo bloque, exceptuando dos chavales, que la pasada campaña nos proclamamos campeones de Segunda. Entonces fuimos poco a poco y ahora estamos aquí”, apuntaba Murube.

Por su parte, Javi Cortés destacaba “la profunda renovación” que ha sufrido su plantilla, que no obstante considera que no ha perdido potencial merced a la “progresión de las promesas nazarenas y a la calidad de los dos fichajes realizados”, la boya estadounidense de origen chileno Valentina Rozas y la atacante internacional neozelandesa Ashley Smallfield. “Con el paso de los partidos iremos viendo de qué somos capaces, ya que nos falta tiempo para conjuntarnos”.

La jugadora latina, procedente del Panionios griego, se mostraba “muy contenta por dar un salto de nivel con su llegada a Dos Hermanas, al que espera aportar experiencia”. A su vez, la oceánica Smallfield, aún en inglés, aunque con la inestimable colaboración de su compañera, con residencia en los Estados Unidos, señalaba que aceptó la oferta nazarena por los consejos de su compatriota Emily Cox, ex jugadora del C.N. La Latina, “para probar la experiencia de una nueva cultura”. En cuanto a su contribución, Ashley considera que puede aportar “más competitividad al equipo”.

El acto se cerraba con el merecido homenaje del club sevillano a su flamante campeona mundial júnior con la selección española, la ceutí Lorena Miranda, que con ésta afrontará su tercera campaña en el Dos Hermanas-EMASESA. Ana Aretxabaleta fue la encargada de entregarle una placa a la defensora de boya caballa, que no dudó en posar con su medalla colgada al cuello después de confesar su satisfacción por el éxito logrado hace escasos días en Italia.

MIRANDA: “ESTOY MUY A GUSTO EN DOS HERMANAS”

“Para mí es un orgullo haber ganado el primer oro mundial del waterpolo femenino español. Y no considero que esta medalla sea una presión para mí, aunque soy consciente de que se espera que sea uno de los pilares de este equipo, en el que no he dudado en seguir a pesar de que he tenido alguna que otra oferta. Estoy muy a gusto en Dos Hermanas, donde creo que todavía podemos hacer muchas cosas”.