La internacional húngara Anett Bodi, refuerzo de lujo para el C.W. Dos Hermanas-EMASESA

La húngara Anett Bodi, nuevo fichaje nazarenoLa atacante magiar, olímpica en Atenas, llega procedente de la Liga griega después de ganarlo todo en su país y jugar en la élite europea con el Dunaujvaros.

Novedades en la plantilla de División de Honor del C.W. Dos Hermanas-EMASESA. Y de lujo. La internacional húngara Anett Bodi ha fichado por el equipo sevillano, que de esta forma se refuerza de manera notable con el fin de lograr la permanencia en la máxima categoría nacional, en la que debuta esta temporada. Y es que la experiencia de la jugadora magiar, atacante de 29 años, cumplidos este martes, se antoja que puede ser fundamental para que alcanzar el objetivo.

La nueva jugadora del Dos Hermanas, que lleva entrenándose bajo las órdenes de Javier Cortés desde hace un par de semanas, pudo estrenarse con su nuevo equipo en el doble desplazamiento de la última jornada a tierras barcelonesas, después de que su tránsfer llegara a última hora del viernes. Y su influencia en el juego ya se pudo comprobar en el primero de los encuentros disputados en la Ciudad Condal, ante el C.N. Sant Andreu, participando de forma activa en el histórico primer triunfo en División de Honor (10-12).

Su fichaje, originado en la visita al Trofeo Ciudad de Dos Hermanas de la Fiorentina italiana, en el que milita su compatriota y amiga Rita Dravucz, viene a compensar la falta de experiencia en la élite de la formación sevillana. De hecho, Anett Bodi desembarca en la piscina de Montequinto avalada por un dilatado currículum deportivo que le ha llevado a ganarlo todo en su país y militar en la élite europea con su club de origen, el Dunaujvaros. Seis títulos de Liga y cuatro de Copa húngaros, además de un subtítulo en la Liga de Campeones y otro en la Copa LEN avalan una trayectoria que el año pasado le llevó a jugar en la Liga griega, donde ocupó la cuarta plaza con el NE Patron.

A nivel de selecciones, la nueva atacante nazarena, de 170 centímetros de altura y 65 kilos, ha defendiendo hasta en 11 ocasiones el pabellón de su país a nivel absoluto, acudiendo a los Juegos Olímpicos de Atenas 2004 y siendo cuarta en un Mundial. Previamente, en categorías inferiores, tras iniciarse a los 9 años, ganó un título europeo y fue tercera en el Campeonato del Mundo de la categoría júnior con la selección magiar, una de las potencias internacionales del waterpolo.

Javier Cortés: “Anett nos va a dar mucha frescura al equipo, por su gran experiencia. Es que ve el waterpolo muy fácil, lo tiene muy claro y hace jugar al resto del equipo. En ataque no es que tenga un tiro demoledor, pero sabe colocar muy bien el balón y cuando se atreve a lanzar es un seguro. Nos va a venir muy bien para compensar algunas deficiencias que teníamos y sobre todo porque va a permitir que tengamos un juego más fluido y con otras alternativas”.