Calle Alcalde Tierno Galván

El Catastro de Ensenada se refiere a los «ruedos del lugar», que lindan con «casas de bloque y calle de los jumeros», ruedos que estaban plantados de moreras, y de ahí el nombre de otra calle de la zona, denominada «Las morerillas». Inicialmente llamada calle de los Humeros, en ella se encontraría el Barrio de los Humeros al que se refiere el Catastro de Ensenada, que lo sitúa junto a la Huerta del Marqués de la Mina, que debía ser muy extensa. Con el nombre de los Humeros se la sigue citando en el Padrón Parroquial de 1878. Posteriormente, sin poder concretar fecha, se llama al «calle Alcalá» por razones obvias, ya que era el arranque del camino de Dos Hermanas a Alcalá, como en el plano se distingue claramente, aunque tras la construcción de la vía férrea, y más aún al convertirse en pasarela lo que primero fue paso a nivel y luego puente, ya ha quedado claramente segregada.

El 30 de mayo de 1906 se le cambia el nombre por el de «calle Alpériz Bustamante». La calle Alcalá se cita en un callejero de 1931 afectos del arbitrio de plusvalía. En pleno de 14 de mayo de 1986 (punto 19) se estudió el cambio de denominación de la calle Alcalá, para evitar su confusión con la carretera del mismo nombre, carretera que en realidad fue el origen de su denominación hasta el momento. En dicha sesión propuso el Grupo Municipal Comunista que «se denomine la referida calle con el nombre de ‘Alcalde Tierno Galván’, teniendo en cuenta que en la misma se va a ubicar el nuevo Asilo de Ancianos, obra social en íntima concordancia con la ideología y personalidad del fallecido Alcalde de Madrid». Don Enrique Tierno Galván fue un destacado socialista, que la época de Franco se significo por su ideología contraria al Régimen por lo que fue desposeído de la Cátedra que desempeñaba en la Universidad de Salamanca, recuperándola más tarde y ocupándola hasta que fue elegido Alcalde de Madrid, en cuyo cargo se hizo muy popular, muriendo en el ejercicio desde el mismo. Por su carácter apacible y su cuidada expresión se le conoció con el sobrenombre de «el viejo profesor».

Sin adoptarse ningún acuerdo acerca de la propuesta en dicho pleno, quedó el asunto para su estudio por la Comisión Informativa de Urbanismo. La Moción del Grupo Comunista puntualizaba que «la figura de don Enrique Tierno Galván es patrimonio común de todos los españoles y no puede ni debe suscitar polémica alguna por lo que proponemos la adopción de acuerdo de denominar la calle Alcalá actual con el nombre de Alcalde Tierno Galván, así como la realización de un sencillo homenaje, con la instalación de una placa conmemorativa en el aniversario de su muerte».
Finalmente, en pleno de 27 de agosto de 1986 se aprobó esta propuesta por 16 votos a favor (PSOE-PCE) y 2 votos en contra (AP).

Fuente: Libro Calles, Plazas, Campo… Dos Hermanas de Pedro Sánchez Núñez de 2004